lunes, 29 de abril de 2013

La Real encarece el cuarto puesto

Otro partido más y la Real Sociedad ve cada vez más cerca el sueño de volver por cuarta vez en su historia a jugar en la máxima competición continental. La Champions está al alcance de la mano y la victoria de anoche ante un rival directo por la cuarta plaza eleva al cuadrado las opciones de los blanquiazules a jugar en la máxima competición continental el curso que viene. Nada más y nada menos que cuatro tantos le endosó al Valencia en Anoeta en un choque que tuvo de todo.
Menudo temporadón el del conjunto vasco. Al inicio de este año nadie hubiese imaginado que a falta de cinco partidos los de Montanier estarían alojados en la cuarta posición, a cinco puntos del Málaga y de los chés. A día de hoy, nadie duda del potencial del conjunto txuri-urdin. No sólo la posición en la tabla, ni los puntos (que ya es) hablan de su trayectoria en la Liga BBVA, sino que los números obtenidos avalan su cuarto puesto.
Los de Montanier son el tercer equipo más goleador (61), solo por detrás de Madrid (85) y Barça (101); en lo que va de liga ha perdido los mismos partidos (siete) que el tercer clasificado, el Atlético de Madrid; y, además, en la segunda vuelta no conoce la derrota, siendo el único que lo ha logrado. Desde la decimoctava jornada, en la que cayó 4-3 frente al Real Madrid en el Santiago Bernabéu, no ha vuelto a perder. Nada más y nada menos que 15 encuentros seguidos sumando puntos. De entre todos ellos, destacan las victorias frente a equipos como el FC Barcelona, Málaga, Valencia o Atlético de Madrid.
Con estos datos en la mano, las credenciales de la Real Sociedad para pasearse el año próximo por los mejores terrenos de juego del continente son más que válidas. De un equipo confeccionado con jugadores que otros clubes desecharon en su día, se ha construido la base de este gran grupo de profesionales que lidera sobre el césped un jugador sublime como Xabi Prieto.
En el partido de anoche, quizás el mejor de la jornada junto al que enfrentó a RCD Zaragoza y al Mallorca, se vio a un Valencia que tuvo que luchar mucho para igualar las acometidas de los pupilos de Philippe Montanier. Enfrente dos proyectos completamente diferentes que, de distinto modo, ninguno de los dos cumplirá. El objetivo Champions del Valencia peligra tras la derrota de anoche, mientras que la Real Sociedad se aleja, en forma de clasificación europea, del modesto proyecto que marcaba la permanencia como meta.
Por su parte, el conjunto valencianista se ha visto inmerso en un auténtico lavado de cara desde la llegada de Ernesto Valverde. A pesar de la derrota de anoche en el Estadio de Anoeta por 4-2, la imagen no tiene nada que ver con la que los chés mostraron al principio de esta temporada. Su remontada también ha sido digna de alabanza, ya que las primeras jornadas hacían prever un campeonato de liga bastante convulso. Jugadores como Mathieu, Banega o Parejo han visto en la llegada del txingurri Valverde un soplo de aire fresco para ellos y para el club. Su juego ha subido enteros y en Mestalla la afición ya rema en la misma dirección, cosa poco habitual en el respetable valencianista.

No hay comentarios :

Publicar un comentario