martes, 6 de noviembre de 2012

El Málaga llega a su competición

Otra vez la Champions y otra vez el Málaga. El conjunto andaluz deja a un lado la competición liguera para centrarse en la que este año se ha convertido en su dulce compañera, dentro un grupo en el que, a priori, parecía luchar por pasar como segundo clasificado. Nada más lejos de la realidad. Los de Pellegrini están situados en lo más alto de la tabla a cinco puntos de un histórico de esta competición, el AC Milan, el cual espera atemorizado su enfrentamiento de esta noche.

La derrota en liga del conjunto malagueño ante el Rayo Vallecano el pasado fin de semana parece olvidada de cara al partido de hoy en el Giuseppe Meazza. El conjunto blanquiazul se ha puesto su traje de gala para deslumbrar, una vez más, al viejo continente. Europa ya ha sido testigo de su juego y así lo muestra la página oficial de la UEFA que define a los de Pellegrini como “imparables”. Sin duda lo son. Al menos no ha habido nadie en la Champions que pueda decir lo contrario. Nueve de nueve llevan los líderes del Grupo C. Tan solo el Oporto, el FC Barcelona y el Manchester United pueden decir lo mismo. Todos ellos históricos encuadrados en grupos en los que eran ellos mismos quienes dominaban desde que se sacaran las bolas del sorteo el pasado 30 de agosto.
Sin duda, esta noche será una de esas que engrandecen esta competición. El escenario lo es y los equipos, uno por historia y el otro por juego y descaro, también. El palmarés del club milanista pesará mucho sobre un San Siro a reventar. Las gradas del estadio milanista se engalanarán para una de las competiciones que más alegrías ha dado al club rossonero. En Europa siempre fueron y han sido grandes por mucho que en la Serie A las cosas fueran mal. Su vía de escape, su medicina a los males que a veces provoca esto que ellos llaman calcio.
Allí estarán unos 2.000 malaguistas apasionados que animarán casi hasta la extenuación al club de sus amores. Ellos teñirán las gradas de un azul que luchará cara a cara frente al rojo pasión de los rossoneri. Sobre el verde veremos cruces de un grandísimo nivel. Ambos conjuntos desplegarán a sus mejores tropas para el enfrentamiento de esta noche. Allegri colocará un once en principio más ofensivo del que salió en La Rosaleda, mientras que Pellegrini, por su parte, recupera a su prolongación sobre el terreno de juego. Toulalan cogerá esta noche la batuta después de su larga lesión. El francés recoge el testigo del medio del campo, donde Iturra lo ha bordado durante los últimos meses.
La lucha en la medular será uno de los atractivos del partido. La fuerza milanista con Ambrosini, Montolivo y De Jong, a pesar de que el holandés puede no entrar en el once titular, frente al toque de los Toulalan, Isco, Portillo o Joaquín. El portuense se encontrará en uno de los mejores escenarios para volver a lucirse, ya que este año parece haber recuperado esa chispa que le convierte en un jugador diferente. A su lado, estará el joven Isco que, si hoy tiene su noche, ayudará a su equipo a hacer historia. En los pies de ambos jugadores estará la misión de llevar al Málaga CF a entrar en el Olimpo europeo, situándole entre los 16 mejores equipos del continente.

No hay comentarios :

Publicar un comentario