viernes, 31 de agosto de 2012

Aún quedan leones capaces

Javi Martínez, durante su presentación como jugador del Bayern Munich / EFE
A 8 horas para que se cierre el mercado de fichajes, el Athletic de Bilbao sigue buscando la tranquilidad entre los rumores de salida del club que aún rodean a su principal estrella: Fernando Llorente. Tras el buen negocio realizado con la venta de Javi Martínez al Bayern Munich (los alemanes han pagado la cláusula íntegra, 40 millones de euros), todos los focos se centran ahora en el delantero riojano, la última esperanza del club bilbaíno para poder luchar por entrar en Champions esta temporada.
La incertidumbre acerca de la continuidad de Llorente, unida a la marcha Javi Martínez, ha marcado claramente el inicio de campaña del Athletic. El club bilbaíno ha encajado 9 goles en dos partidos de Liga BBVA (perdiendo los ambos encuentros, obviamente) y ayer dio nuevas muestras de flaqueza en la retaguardia en el partido de vuelta de la previa de la Europa League, en el cual el débil Helsinki, equipo al que los de Bielsa había endosado un contundente 6-0 en el partido de ida, fue capaz de marcar tres tantos al conjunto rojiblanco. Lo más preocupante de todo no son los goles encajados, sino la apatía mostrada por los futbolistas, sabedores de que uno de los líderes del vesturio ya se ha ido y otro de ellos está descontento en el club.
Es urgente que Bielsa normalice la situación de nuevo en un equipo cuya tendencia, hasta este par de terremotos en forma de salidas, era claramente ascendente. A pesar de las dos finales perdidas la temporada pasada, muchos presagiábamos que esta sería la campaña de la vuelta a Champions League y de, por qué no, ganar de nuevo algún título y sacar de nuevo la gabarra.
El hecho de que el Athletic se niegue a negociar por Llorente y exija la cláusula de rescisión del jugador para que este abandone la disciplina bilbaína a solo un año para acabar su contrato, además del poco tiempo que le queda al mercado de fichajes, multiplica las opciones de seguir creciendo como conjunto de los de Bielsa. Si Llorente se queda, la baja de Javi Martínez, aunque sensible, puede ser cubierta perfectamente por Iturraspe como mediocentro, y San José como central, por lo que el nivel no se resintiría tanto como si finalmente el delantero riojano se acabara marchando. Con el paso adelante que se presupone darán Ander Herrera, Muniain y De Marcos, el futuro puede ser brillante para este Athletic. Todo sea por revivir las mágicas noches de fútbol que este grupo de jugadores nos ofreció la temporada pasada a todos los aficionados al fútbol.

No hay comentarios :

Publicar un comentario