domingo, 5 de febrero de 2012

Una herida que empieza a preocupar

Farinós y Arana pugnando por un balón en el partido de ayer / sport.es
El comienzo de la temporada 2011/2012 se abría, una vez más, con el constante debate de la bipolaridad que desde hace tiempo se ha erigido como el centro de debate futbolístico. Real Madrid y FC Barcelona empezaban el curso de la misma manera que lo habían empezado en los últimos años. Pero había un tercer actor que desde un principio quiso salir de ese centralismo para robar a los dos grandes el protagonismo de las primeras páginas. Era el Levante era el tercero en discordia.

Su fulgurante inicio que le colocó al final de la sexta jornada entre los tres primeros de la tabla clasificatoria. Con paso firme y elegante plantó cara a los grandes llegando a ocupar la primera plaza de la clasificación. Todos nos echábamos las manos a la cabeza y agradecíamos que un equipo pudiese optar a discutirle el título liguero a blancos y blaugranas. El “Retales team” había llegado y pedía paso.

Con el paso de las jornadas, el equipo valenciano está empezando a mostrar una más que evidente falta de recursos. A pesar de seguir, en principio hasta el final de la jornada futbolística de ayer, en puestos que dan plazas europeas, los de Juan Ignacio Martínez empiezan a perder fuelle. Tras una primera vuelta envidiable en la que han demostrado cómo un equipo pequeño confeccionado de jugadores “desechados” de otros clubes puede llegar a lo más alto.
Era de esperar. Con un plantel bastante reducido y del que el salir de los teóricos titulares le supone un considerable descenso en su rendimiento, es complicado aspirar a mantenerse luchando por las plazas que dan el acceso a Europa. Si echamos la vista atrás, el equipo levantinista no conoce la victoria desde hace ya 7 partidos, desde que ganara al Sevilla 1-0 en el Ciutat de Valencia. Tras este partido, tan solo dos empates ante el Mallorca (0-0) y el de ayer frente al Racing (1-1). Esto, sumado a las tres derrotas casi seguidas frente a Granada, Athletic y Getafe empiezan a reducir la renta que tenían guardada del principio de la primera vuelta.
A esta dinámica negativa de resultado hay que sumarla los próximos encuentros a los que el Levante debe sacar algo de provecho. Lo peor viene a lo lejos. Un futuro nada halagüeño teniendo en cuenta todo lo que le viene. Equipos con una rachas de partidos que se sitúan en contraposición a lo que viene haciendo el equipo de “JIM”. Real Madrid, Espanyol, Málaga son algunos de los equipos que le esperan. Además de estos, otros conjuntos muy necesitados de puntos irán a buscar frente al equipo valenciano los ansiados puntos que le ayuden a  salir del pozo en el que se encuentran. Rayo, Villarreal o Betis son algunos de ellos.
Es mucho el trabajo que tienen que hacer para no salir de la tónica que les ha llevado a ser portada del prestigioso New York Times y de otros muchos menos prestigiosos de este país. Sin duda, no seré yo el que discuta la probabilidad de ver a los granota el año que viene jugando frente a los grandes del viejo continente. A un servidor le han cerrado la boca durante muchos partidos de este año y por la misma razón romperé una lanza en pro de aquel equipo que sirve como ejemplo a muchos pequeños de este país. ¡Amunt Levante!

No hay comentarios :

Publicar un comentario