viernes, 24 de febrero de 2012

¿Te acuerdas de... Aguilera?

EL LATERAL INCOMBUSTIBLE
Cromo de Aguilera 95-96 / Minuto 91
A dos días de uno de los partidos clásicos más grandes que se pueden ver en la Liga BBVA, Atlético de Madrid-Barcelona, era casi obligado recordar en esta sección a uno de los jugadores protagonistas de estos duelos durante su carrera como jugador rojiblanco en los 90 y en los primeros años del siglo XXI. No es otro que Carlos Aguilera, lateral derecho del conjunto colchonero desde 1988 (año en el que debutó en Primera División, frente al Sporting de Gijón) hasta 2005 (año de su retiro), con un paréntesis de tres temporadas defendiendo la camiseta del Club Deportivo Tenerife (1993-1996).
A pesar de que Aguilera es reconocido por todos los aficionados al fútbol únicamente por sus años en el Atlético, hemos querido recordarle con un cromo de su época en el equipo canario para reivindicar su estancia en dicho club, muchas veces olvidada, que tuvo la mala suerte de coincidir, en su última temporada, con el famoso doblete del Atleti (Liga y Copa del Rey, 96-97) y en el que, sin duda, nuestro protagonista merecía haber estado. No obstante, Aguilera se reincorporó a la disciplina del club colchonero para vivir el sueño de la Champions League, ya con su formato actual. Una jugada suya en el partido que a la postre supondría la eliminación del Atleti en esta competición contra el Ajax, supuso el 1-0 y sirve para ilustrar, a grandes rasgos, las características más representativas de su juego (de antemano, pido perdón por la calidad del vídeo):
Aquel partido, vuelta de octavos de final de Champions en el Calderón, acabó con el resultado de 2-3 para el Ajax y también con la andadura de los colchoneros en la competición. Fue uno de esos partidos que los aficionados al fútbol en nuestro país, y en especial los del Atlético de Madrid, recordamos con especial emoción por su magnitud, sus tintes casi épicos y, desgraciadamente, por ese sabor agridulce de gran partido que acaba como no esperabas.
En el documento audiovisual anterior observamos la gran capacidad de Aguilera para llegar hasta la línea de fondo gracias a su velocidad, aspecto que le definió incluso cuando sobrepasaba la treintena. Sus incorporaciones por sorpresa, ganándole la espalda al lateral izquierdo del equipo contrario, eran una buena opción de ataque para su equipo. Y es que es una cualidad que todos los jugadores que ocupan esa demarcación deberían aprender desde pequeños para ser un buenos laterales. Precisamente, los nuevos talentos del Atleti son su objeto de trabajo desde esta temporada, en la cual ha empezado sus tareas como director de fútbol base de la entidad.
Si ya hemos mencionado la poca fortuna de Aguilera con su ausencia en el equipo el año del mágico doblete, la mala suerte continuó siendo aliada del rápido lateral, ya que sí fue uno de los protagonistas de la página más negra de la historia del Atlético de Madrid: el descenso a Segunda en el año 2000. Tras una primera temporada en la categoría de plata en la que la inestabilidad fue la constante (fueron tres los entrenadores que pasaron por el Atleta aquel año: Fernando Zambrano, Marcos Alonso y Carlos García Cantarero), la 2001-2002 fue la campaña en la que el equipo quedó campeón en Segunda División, consiguiendo así el retorno a la máxima categoría con Aguilera reconvertido a extremo de la mano de Luis Aragonés, y con un Fernando Torres cuya figura empezaba a florecer. Aquel año fue el más prolífico de Aguilera en lo que a goles se refiere, llegando a marcar un total de ocho y contribuyendo a conseguir el tan ansiado objetivo del ascenso.
El buen rendimiento de Aguilera no pasó desapercibido para Javier Clemente, que le hizo debutar con la selección española en 1997 y contó con él para el Mundial de Francia ’98, de infausto recuerdo para España, ya que nuestro equipo cayó en la fase de grupos tras perder contra Nigeria, empatar contra Paraguay y golear a Bulgaria, siendo titular en los dos últimos partidos. En total, disputó siete partidos con la selección.
Portada Mundo Atlético 30/05/2005
Aguilera se retiró en mayo de 2005, jugando sus últimos minutos en el Calderón ante el Getafe y dejando atrás quince años de carrera en los que consiguió dos Copas del Rey con el Atlético (90-91 y 91-92) y en los que disputó 375 partidos en Primera División y 78 en Segunda, marcando un total de 35 goles sumando los de ambas categorías, habiendo surcado las bandas de la mayoría de estadios del fútbol español con su velocidad, siempre comprometido con los colores rojiblancos.

3 comentarios :

  1. un clásico este lateral...

    el siguiente artículo de "Te acuerdas de..." podría ser del que le acompaña en la portada de mundo atlético...

    DM9

    ResponderEliminar
  2. Se podría decir que este jugador ha sido uno de los atléticos que más ha sentido los colores del equipo en la última década. Me gustaría saber si ahora está haciendo algo relacionado con el fútbol, el deporte, o más concretamente con el Atlético. Un crack este Aguilera!

    Buenas entrada, don Javier.

    ResponderEliminar
  3. AGUILERA AGUI AGUI LERA AGILERA AGUI AGUI AGUILERA¡¡¡Tengo 24 años y ahi tres nombres en lo que se refiere a entrega y sentimiento rojiblanco que muy poca gente entiende y que ahi que sentir vibrar literalmente la grada del calderon con los gritos ATLETI ATLETI¡¡¡. Estos tres nombres son el citado arriba ETERNO 15,Francisco Narvaez KIKO GOL y Cholo SIMEONE.. Aun recuerdo esas subidas y aguilera con el braceleta en brazo izquierdo totalmente incombustible¡¡¡Grande Aguilera que define realmente el espiruto rojiblanco¡¡¡¡

    ResponderEliminar