viernes, 30 de diciembre de 2011

Aguirre se queda sin uvas en Zaragoza

Javier Aguirre en un partido de la temporada pasada / Minuto 91 R.H.T.
Era la noticia de una muerte anunciada, la destitución del ya ex técnico maño era algo que venía cociéndose a fuego lento desde que se inició la presente temporada. Los malos resultados, el mal juego y la última posición en la tabla no han servido de ayuda al mejicano, además de empezar a contar con la oposición de la afición desde hace unos cuantos encuentros. Por el momento, el ex de Atlético de Madrid y Osasuna deberá buscar destino para tomarse las uvas de mañana por la noche, ya que por tan solo dos días Zaragoza no será su casa.
Desde que llegara la campaña pasada para salvar al equipo de los puestos de descenso y que no consiguió hasta la última jornada, el Vasco Aguirre no ha salido de esa tónica negativa. Ya el año pasado y en el último suspiro Gabi, ahora en el Atlético de Madrid, le salvó el puesto con un partidazo y dos goles que le dieron, a su vez, la permanencia al club maño. Pero este año Gabi no está y el club va a la deriba con únicamente dos partidos ganados de 16. Todo esto sumado a derrotas bastante abultadas como las sufridas ante Madrid y Barça (0-6 y 4-0 respectivamente) no han dejado una buena imagen del club.
Y como dice el refrán: a rey muerto, rey puesto. Con la salida de Aguirre llega la bienvenida de un rostro nuevo que aporte al equipo ilusión y ganas que es una parte importante de aquello que echa en falta el equipo desde hace bastante tiempo. Dos nombre suenan por encima del resto: Milla y Michel. Ambos con muchos años de experiencia futbolística a sus espaldas y pocos de estos años como entrenador. El ex del FC Barcelona actualmente es el seleccionador de La Rojita. A su favor tiene los buenos resultados cosechados en sus anteriores equipos (dos europeos con las selecciones sub-19 y sub-21) y su modo de juego que se asemeja y mucho a aquel que se enseña en La Massia. Por otro lado, Michel es todo lo contrario. El ex entrenador de Getafe, Castilla o Rayo Vallecano no cuenta con un gran palmarés. En los equipos en los que ha estado no ha disfrutado de buenos momentos ni de buenos resultados y en algunos de ellos ha salido por la puerta de atrás.
Las dos opciones, totalmente antagonistas, son del gusto de un Agapito Iglesias que debería mirar de puertas para adentro para encontrar el problema del equipo. La mejor opción sería Milla, pero parece que la de Michel toma mayor fuerza. Esperemos que esta decisión no venga acompañada de la racanería reinante en los altos cargos del club. Desde hace años, únicamente realizan esfuerzos económicos cuando ven al club con el agua al cuello. Esta ocasión lo merece y el que venga debe asumirla.

1 comentario :

  1. Grande el Vasco, una lástima su etapa en Zaragoza, aunque volverá a españa con otro equipo seguro, sólo es cuestión de tiempo. Feliz 2012!!

    ResponderEliminar