lunes, 17 de octubre de 2011

Las mejores armas al servicio del espectáculo

Agüero, Silva y Nasri encabezan la calidad de los sky blues / ABC.es
Con el empate del Manchester United en Anfield ante el Liverpool en la mano, el Manchester City afrontaba su jornada liguera con las garantías claras de que una victoria significaría colocarse en lo más alto de la clasificación liguera después de mucho tiempo y, sobre todo, dinero. A pesar de lo trascendental del encuentro, el técnico italiano, Roberto Mancini, decidió dejar en el banco a, para mi, los dos mejores jugadores del equipo, Nasri y, sobre todo, Silva. El planteamiento le salió bien, la victoria final por 4-1 supuso que nadie se acordara tras el partido del pobre planteamiento del míster.
El calendario apretadísimo al que tienen que enfrentarse los equipos que coronan lo más alto de las ligas europeas y en el que realizar un buen papel en sus ligas, copas y, por encima de todo, la Champions supone un plus de motivación por el cual el hecho de dosificar a sus principales figuras se presta como razón más que suficiente para lograr los objetivos planteados al inicio de cada campaña. Pero la cuestión entre los amantes del fútbol acerca de en qué lugar queda el espectáculo futbolístico se torna como una constante enfrentada a los planteamientos rácanos refugiados en dilemas tácticos de equipo.
Lo vimos este fin de semana en Inglaterra y lo vemos en todas las ligas europeas en semanas previas a partidos de Liga de Campeones. Para muchos la prioridad es el prestigio europeo y sus mejores galas son reservadas para dicho momento. Es comprensible que el cansancio pasa factura a pesar de las exhaustivas preparaciones físicas con las que los equipos de primer nivel preparan las pretemporadas y que, a priori, les permitiría afrontar la temporada en su totalidad con las garantías de llegar hasta el final de estas en un estado de forma óptimo.
Por todo esto, se debe exigir lo mejor de lo mejor. ¿Por qué conformarnos con aquellos futbolistas cumplidores si podemos conseguirlo con los de mejor registro? Los mejores clubes del mundo lo han sido o han pasado a la historia por no dejar nada en el tintero. Las rotaciones, moda futbolística de nuestros tiempos, son tolerables pero siempre y cuando no se traicionen las bases de un deporte que, a fin de cuentas, es lo que es: puro espectáculo. Espectáculo por el cual también nos gusta ver jugadas de toque endiabladas, goles acrobáticos o regates de infarto. Los “top” piden paso y el fútbol da las gracias.

3 comentarios :

  1. una vez más tienes una pobre entrada, supongo que los 2 compañeros con los que escribes son estrellas, y hay que "dosificar" sus escritos, mientras tanto tu ocupas su lugar sin dar espectaculo, ni mucho menos calidad, no eres top pero también agradecemos tus entradas los lectores diarios que siguen vuestro blog.
    Entiendes el símil??
    bueno pues olvida lo de pobre entrada solo era para que siguieses con atención el resto del comentario
    pd: me encuentro en lo de "Para muchos la prioridad es el prestigio europeo y sus mejores galas son reservadas para dicho momento." que ayer con el coñazo que diste con el city como pa no..jeje

    ResponderEliminar
  2. No solo se trataba de la jornada de Champions,ambos venían de una jornada de selecciones en la que el francés se jugaba la vida con los bleus y en la que el español debía demostrar en el campo lo que había solicitado en los medios.Todo esto unido al historial de lesiones de dos jugadores de cristal me parecen motivos suficientes como para no arriesgar en un partido de principios de temporada contra un rival notablemente inferior.

    ResponderEliminar
  3. Lo siento Borja, pero no puedo estar de acuerdo contigo. El City podía ponerse líder si ganaba pero, debido a las alturas de temporada en las que estamos, veo normal el hecho de rotar a los jugadores. Si hubiera sido la jornada 33, por ejemplo, Mancini los hubiera puesto a jugar, obviamente. El italiano es un mal técnico, pero el otro día acertó de pleno. Balotelli no podía jugar en Champions y apostó por él. Resultado: dos goles. Silva y Nasri descansados y victoria también en Europa contra el Villarreal.

    En el fútbol hay de todo y estoy contigo en que tiene que primar el espectáculo, pero prefiero que jugadores como Silva, Messi, CR, etc... se pierdan 1 partido al mes para que descansen a sobreexplotarlos y que se lesionen para 10 ó 12. No obstante, que descansen no les exime de lesiones, pero no podemos pretender que sean máquinas. Las rotaciones son necesarias, y más en una año en el que aún tiene que llegar una Eurocopa.

    ResponderEliminar